domingo, 31 de marzo de 2013

El baúl y los sueños

En el baúl de los recuerdos me he quedado congelada,
el tiempo pasa y permanezco estática esperando.
Espero que algo cambie, pero ni yo misma se qué
tampoco estoy haciendo algo para cambiar

He abierto la ventana de los sueños imposibles, 
los que yo se que nunca se cumplirán
Esos sueños infantiles de encontrar príncipes azules,
sin besar sapos por doquier.
Lo peor es que yo misma saboteo mi mundo mágico,
y nunca falta el drama dentro de la historia.

Y precisamente ese es mi problema.
El nunca estar conforme con lo que encuentro 
Ser tan radical como para decidir perfección o nada,
el descartar cualquier cosa por sus tropiezos primerizos

Continuamente sigo concluyendo que soy yo la del problema,
pero mi respuesta ha sido permanecer así, estática.
El tiempo me ha dejado un kilos demás, unos amigos de menos,
unos fines de semana de aburrimiento total.

Y quiero salir del baúl de los recuerdos,
y quiero cerrar la ventana de los sueños imposibles,
pero no consigo un buen motivo para abandonar mi robótico funcionamiento.